[Minghui] En la antigua China, la lujuria era considerada como un vicio grave y como el mayor pecado, porque las relaciones sexuales entre un hombre y una mujer solteros son una violación de la ley divina y la moralidad humana. Para una mujer soltera esto destruye su pureza y la reputación de sus padres. Para una mujer casada, además, trae humillación a la familia de su marido. Para un hombre, resulta en la pérdida de la fama, bendiciones, años de vida, y trae el desastre para su familia.

Un joven que vivía en la zona de Fujian durante la dinastía Qing se había comprometido con una chica de una familia rica. Su padre había sido modesto y amable pero no le había dejado ahorros cuando falleció. Así que el joven tuvo que pedir prestado algo de dinero para su boda.

El joven tuvo un sueño antes de su boda. En su sueño él estaba en un mundo diferente y vio a un grupo de señoras en una hermosa casa bordando una túnica. Él les preguntó para qué era la túnica. Dijeron que era para el mejor estudiante en el examen nacional. El joven descubrió que su nombre estaba bordado en la bata y se sintió muy orgulloso.

A la familia de la novia del joven no le gustaba su pobreza y terminó enviando a su empleada doméstica a casarse con él sin decirle nada. El joven no sabía nada de esto hasta que un día se encontró con algunas personas que se rieron de él. Le preguntó a su esposa y ella le confirmó que era una de las sirvientas de la familia rica. El joven se sintió humillado y enojado. Entonces decidió que cuando se convirtiera en el mejor estudiante en el examen nacional y algún día se hiciera rico, se volvería a casar.

Una noche tuvo otro sueño en el que visitó un mundo diferente. Esta vez las damas en la hermosa casa se veían distantes y las palabras que habían bordado en la bata estaban borrosas. Preguntó por qué. Las mujeres le dijeron que los dioses en el cielo habían arreglado para que otra persona obtenga el primer puesto ya que quien iba a ser originalmente el mejor estudiante estaba pensando en abandonar a su esposa.

El joven se despertó y se lamentó de haber tenido un pensamiento tan cruel e inmoral. Se comprometió a permanecer fiel a su mujer por el resto de su vida. Finalmente fue clasificado como el mejor estudiante en el examen nacional.

Li Deng, un hombre que vivió en la Dinastía Qing, había recibido la mayor puntuación en el examen regional cuando tenía 18 años. Durante los quince años siguientes nunca consiguió salir rankeado en otros exámenes. Se quedó perplejo y le pidió a un adivino llamado Ye Jing que descubriera la causa. Ye Jing entró en un reino celestial a través de la meditación, y vio a un funcionario con un libro donde estaban registradas las bendiciones y castigos de la vida de Li Deng.

En el libro estaba escrito lo siguiente: “Cuando nació Li Deng los dioses le dieron un sello de jade. El plan era que iba a obtener el primer lugar en el examen regional a los 18 años; luego iba a obtener el primer lugar en el examen nacional a los 19 años; y sería promovido a la posición de primer ministro a los 53 años. Sin embargo, después de que obtuvo el primer lugar en el examen regional, llenó sus ojos de deseo por la hija de su vecino, Zhang Yanniang. Con el fin de obtener a Yanniang, Li Deng denunció a su padre, lo que dio lugar a que su padre fuera encarcelado injustamente.

Como resultado los dioses redujeron y aplazaron la siguiente bendición de Li Deng unos diez años. Más tarde Li Deng se apoderó de la casa de su hermano lo que trajo como consecuencia una demanda. Su mérito previsto se redujo de nuevo y fue pospuesto por otros diez años. Luego, Li Deng violó a una mujer, Zheng, e inculpó a su marido. Sus méritos se redujeron de nuevo y se pospusieron por otros diez años. Sin ningún remordimiento, cometió adulterio con una vecina, Wang Qingniang. Finalmente se le quitaron todas sus bendiciones por sus constantes maldades”.

Después de que el adivino Ye Jing le dijo a Li lo que vio durante su meditación, Li lamentó profundamente su comportamiento, y al tiempo murió de depresión.

(Continuará)

Versión en inglés disponible: http://en.minghui.org/html/articles/2014/4/30/404.html

Categoría: Cultura tradicional