[Minghui Net] Nota del editor: Tanto en la cultura china como en la occidental, los principios de retribución del yeli, es decir, el ser responsable de nuestras propias acciones, es aceptado ampliamente. La enseñanza fundamental de Falun Gong es la característica del universo: "Verdad - Compasión - Tolerancia." El universo premiará las acciones que estén en armonía con estos principios, mientras que acciones tales como golpear, torturar y asesinar gente, incurrirán en retribuciones del yeli. Dicho de otra forma, los buenos actos serán recompensados con bondad, mientras que los malos actos se enfrentarán con su debida retribución. Artículos como este tienen por objetivo recordar este principio compasivamente a aquellos que cometen malos actos. Mientras muchos de esos que persiguen a Falun Gong están meramente "siguiendo órdenes," la ley del universo requiere que ellos también, asuman la responsabilidad por sus acciones y sólo revirtiendo su curso de hechos malos, pueden ellos escapar de la retribución.

Wang Yongxiang, subdirector del campo de trabajos forzados de la ciudad de Daqing, muere de un ataque al corazón después de perseguir a practicantes

Wang Yongxiang (57 años), subdirector del campo de trabajos forzados de la ciudad de Daqing, era la principal persona responsable de la persecución de practicantes de Falun Dafa en el campo donde trabajaba. Por muchos años, los practicantes le explicaron la verdad en muchas ocasiones a través de todos los canales posibles, pero no se arrepentía y continuó con la brutal persecución hacia ellos. El 28 de febrero de 2009, Wang Yongxiang sufrió un infarto agudo de miocardio y falleció en un hospital.

En el año 2000, Wang se retiró del ejército y asumió como subdirector del campo de trabajos forzados en la ciudad de Danqing. Se convirtió voluntariamente en una máquina de persecución. Del 2001 al 2007 en su trabajo como asistente, estuvo a cargo de torturar y lavarles el cerebro a los practicantes. Durante este periodo, varios practicantes, incluyendo a He Huajiang, Shen Baoku, entre otros, murieron o quedaron discapacitados como resultado de la tortura. Él estaba a cargo de los oficiales Han Qingshan, Wang Yingzhou, Zhang Mingzhu y otros que en muchas oportunidades se llamaban a sí mismos "los pequeños sabandijas del infierno". Ellos torturaron practicantes y arbitrariamente extorsionaron a los parientes de los practicantes que trataban de lograr la libertad bajo fianza.

Los practicantes le aclararon la verdad amablemente muchas veces, pero el continuó con la persecución.

Le diagnostican leucemia a un policía de Shanghai

Du, instructor de la estación de policía Tianlin de la ciudad de Shanghai, ha participado en la persecución a practicantes de Dafa desde 2001, incitando directamente a los policías a arrestar practicantes en el área residencial bajo su cargo. Más tarde trabajó para el distrito y la ciudad en la oficina 610 para perseguir practicantes. Recientemente le diagnosticaron leucemia. Ha sido removido de su cargo y hospitalizado para recibir tratamiento.

Estación de policía Tianlin de la ciudad de Shanghai: 86-21-64366396

Chen Shimei, reclusa de la prisión de la provincia de Guizhou, muere de cáncer

Chen Shimei, una criminal en la prisión de Yangai, provincia de Guizhou, recibió el encargo de la policía de supervisar a los practicantes de Dafa durante su encarcelamiento. Para disminuir su propia sentencia, golpeó y torturó a los practicantes. Es más, golpeó a la practicante Sra. Pan Qihua hasta que estuvo cubierta de moretones por todo el cuerpo.

En octubre de 2007, Chen Shimei desarrolló cáncer de útero y murió en un hospital de seguridad pública.

Fecha de edición: 17/05/2009
Fecha del artículo original: 04/04/2009
Versión en inglés en: http://www.clearwisdom.net/emh/articles/2009/4/4/106193.html

Categoría: El mal sufre castigo